¿Qué es el Acogimiento Familiar?

El acogimiento familiar es una medida temporal que permite a niños y niñas en situación de desprotección disfrutar de un entorno familiar y de estabilidad emocional. Es una medida solidaria que busca normalizar su infancia ya que han sufrido situaciones negativas para su desarrollo.

De todos los elementos que conforman el desarrollo de un menor, el entorno familiar es el más preciado de todos, donde se trasmiten los valores y conocimientos acumulados por nuestra sociedad, desde donde se proporciona cariño incondicional y seguridad, elementos indispensables para conformar su crecimiento. Sin embargo, existen casos en los que no pueden satisfacer sus necesidades dentro de su propia familia. Esta situación es vivida como negativa y no porque ellos lo hayan decidido así, sino porque las circunstancias familiares lo han determinado.

Ante esta problemática se pone en marcha el Programa de Acogimiento Familiar de Menores, un recurso que permite a estos niños y niñas disfrutar de un entorno familiar, lo que potencia su desarrollo físico, psíquico y social.

Desde la Asociación Alcores buscamos hogares solidarios que puedan aportar a estos niños y niñas el cariño y la estabilidad que necesitan.

Requisitos para el Acogimiento Familiar

Cualquier persona mayor de edad y motivada por ayudar a estos niños puede solicitar ser parte de la bolsa de familias acogedoras.

Únicamente tienes que rellenar la solicitud y ponerte en contacto con la Asociación Alcores para poder asesorarte y acompañarte en todo el proceso.

Tipos de Acogimiento Familiar

Los tipos de acogimiento a los que las familias pueden optar son:

Acogimiento temporal

Un tipo de acogimiento que se estima de corta duración ya que existe posibilidad de recuperación de la familia biológica a corto plazo, o bien es inminente una decisión sobre su futuro a través de una medida más estable. Más dirigido a menores de 0 a 7 años, pero abierto a todas las edades.

Acogimiento permanente

Se trata de un acogimiento más largo, según las circunstancias de su familia o de la edad del niño o niña. eminentemente se trata de acogimientos de niños y niñas mayores de 7 años.

Acogimiento de urgencia

Un tipo de acogimiento simple destinado a niños y niñas de 0 a 7 años que evita que entren en un centro de protección, pasando de la familia biológica directamente a la acogedora. Tiene una duración máxima de 6 meses

Acogimiento especializado

Una ayuda a menores con algún tipo de necesidad especial de tipo físico o psicológico. Puede ser temporal o permanente.

Modalidades de Acogimiento Familiar de Menores

Existen varios tipos de acogimiento dependiendo de la duración estimada, del perfil del caso y de la disponibilidad de las familias.
Todos ellos reúnen unas características comunes que son:

Temporalidad

El acogimiento es una situación transitoria, en la que los niños y niñas disfrutan de los cuidados, cariño y atenciones de una familia mientras su situación familiar se soluciona.

Respeto a sus orígenes

Dado que la medida persigue que puedan reintegrarse en su propio entorno familiar, se debe respetar los lazos y vínculos afectivos existentes con ésta y elaborar su historia personal como un continuo sin que exista una ruptura con su pasado.

Contacto familiar

Para facilitar que el retorno de estos menores con su familia sea adecuado, existe un régimen de relaciones con su familia biológica. Los contactos no obligan a los a las familias acogedoras a conocer o mantener relación con la familia biológica, y se producen en un entorno supervisado por el equipo técnico de la Asociación Alcores.

Edades

A excepción del acogimiento familiar de urgencia, tratamos con una población que va desde el nacimiento hasta los 18 años de edad.

Documentación para el Acogimiento

Al inicio del proceso de acogimiento hay que entregar una serie de documentación referente a la vida cotidiana de las personas implicadas, como certificados de empadronamiento, fotocopias de libro de familia y DNI, etc. En todo momento el equipo técnico de la Asociación Alcores informa, asesora y facilita la tramitación de ésta, acompañando a las familias a su entrega en el Servicio de Protección de Menores de la Delegación de Igualdad, Salud y Políticas Sociales.